Viajes

El caos de Vueling podría hacerle perder su licencia de operador aéreo

Vueling podría dejar de ser un operador aéreo autorizado
Cristina Torres
08:24h Lunes, 25 de julio de 2016
0

vueling

Son muchos los viajeros que este año han comenzado con mal pie las vacaciones o escapadas que tenían planeadas en aviones de la compañía Vueling. El caos se ha apoderado de la sede central de la compañía, el aeropuerto de Barcelona, y ha dejado tirados a los pasajeros que estaban pensando en embarcarse en muchos de los vuelos que tenía previstos la empresa. Las razones de todo el jaleo parecen haberse debido a una sobreoferta que Vueling ha lanzado al mercado y a la que ahora no sabe cómo hacerle frente. La falta de tripulación y de aviones ha hecho estallar todo el caos que vemos en las noticias.

Sin embargo, aunque muchos serán los viajeros que no encuentren modo de ser recompensados por la pérdida de tiempo y de sus conexiones en vacaciones, la máxima autoridad aérea parece querer pararle los pies a la empresa por las malas prácticas a las que ha sometido a todos sus usuarios e incluso amenaza con retirarle su licencia de operador aéreo. La ministra Ana Pastor ha sido tajante y ha insistido en que se investigará a fondo la situación que podría desencadenar en una licencia temporal que permitiese a Vueling volar solo bajo la supervisión estricta de los entes y del propio ministerio.

Reclamaciones que no compensan las vacaciones perdidas

Los pasajeros se aglomeran en los aeropuertos a la espera de información sobre los vuelos que sufren retrasos o han sido cancelados. Muchos de ellos pierden días de vacaciones con las consecuencias que ello supone para los servicios complementarios que habrían contratado. Por ejemplo, las noches de hotel, el alquiler de coche o las actividades en destino. En muchos de los casos no se pueden cancelar o no les permiten siquiera recuperar parte del dinero invertido. Aunque la empresa está obligada a reubicarles lo más pronto posible, muchos de los que reservaron escapadas cortas se resignan asumiendo que no podrán hacer esas minivacaciones que les iban a dar una alegría y fuerzas para seguir trabajando con las altas temperaturas que estamos viviendo.

El caos más allá de las cancelaciones

Además de los usuarios que han sufrido las cancelaciones de los vuelos que les llevarían a sus destinos de vacaciones hay que tener en cuenta que se ha generado un caos que afectó a usuarios con conexiones internacionales que las perdieron. Para encontrarles solución en muchos casos se han tenido que pasar más de una noche en el aeropuerto porque los hoteles en los que les reubicaban no le ofrecían transporte y estaban demasiado lejos del aeropuerto para poder hacer un seguimiento de la información que iba dando la propia compañía. Esto ha hecho que muchos no solamente estén cansados de las colas y de no saber nada de su situación, sino también aquejados de la falta de descanso por pasar noches en vela dentro del recinto de los aviones.

Por otro lado, la falta de personal ha hecho que muchas de las maletas que debían llegar a su destino tampoco llegasen. De hecho, algunos viajeros han tenido que pasar las vacaciones sin equipaje facturado con el incremento del gasto que ello les ha supuesto. Todas las pertenencias perdidas y sin poder ser recuperadas hasta la vuelta para destinos costosos como por ejemplo Rusia suponen que los viajeros han tenido que aumentar sin desearlo -y sin habérselo buscado- el gasto que tenían pensado hacer durante las vacaciones.

Está claro que el caos que ha generado Vueling es una mala práctica que debe llevar la máxima sanción. Aunque los usuarios de la compañía no vayan a poder recuperar sus vacaciones, ya perdidas o acortadas, la autoridad aérea no puede permitir que las compañías hagan lo que les parezca oportuno generando semejantes problemas a los usuarios y saturando buena parte de los aeropuertos españoles por la falta de información y la escasa intención a dar la cara. No sé si lo más correcto será retirarle la licencia, pero desde luego el plan de ajuste presentado en el que se cancelarán vuelos durante el mes de julio para atender correctamente a la demanda afectará todavía a más personas de las que actualmente han sufrido una cancelación o retraso. Veremos en que acaba todo esto pero ha sido una verdadera vergüenza de inicio de temporada turística.

 

Comentarios (0)

Se el primero en comentar.

Queremos saber tu opinión

Sscrbete a eViajado.com
Publicidad
Publicidad
Publicidad
© Copyright 2020, Blogestudio está gestionado con WordPress