Europa, Newsletter

New Forest, el parque nacional más importante del sur de Inglaterra

Descubre uno de los pulmones verdes más bellos del país, así como sus pueblos y aldeas
Carla de Oyarbide
11:58h Viernes, 21 de noviembre de 2014
0

paisaje

New Forest es uno de los parques nacionales más antiguos del Reino Unido, con casi mil años de historia, ya que su origen se remonta al siglo XI, como sitio de caza privado del rey Guillermo El Conquistador. Este gran espacio verde de 354 kilómetros cuadrados de superficie separa las ciudades portuarias de Bournemouth y Southampton, al sur de Inglaterra, y dispone en sus entrañas una serie de pequeños pueblos encantadores.

El bosque no ha cambiado mucho con el paso de los siglos y si algo conserva es lo profuso de su aspecto y la diversidad de su flora y fauna: alberga una vegetación de gran valor y riqueza, que va desde robles y pinos, hasta acebos y hayas que pueden alcanzar más de 50 metros de altura en algunos casos, con ejemplares milenarios.

Entre los animales que tienen su hábitat en este gran parque británico se cuentan caballos y ponis, vacas y ciervos, entre otros. Se trata de un área de conservación en los que viven más de 5.000 animales en total libertad. Si lo visitas, quizás te cruces con caballos o vacas, que son los grandes protagonistas de estas bellas tierras.

Se recomienda visitar New Forest en otoño (justo por estos meses), ya que es cuando el bosque va cambiando sus colores verdes a tonos ocres y amarrillos, lo que le da un aire más nostálgico y romántico. No obstante, los que prefieran los tonos más vivos, también podrán hacerlo en verano, cuando los días son más largos.

Se podrá disfrutar de varias actividades en New Forest: la más buscada sea quizás el senderismo, con cantidad de rutas por descubrir, así como los paseos a caballo o los itinerarios ciclistas, con más de 160 kilómetros de carriles especialmente dispuestos para las bicicletas que conectan los pequeños pueblos y aldeas que hay por aquí. Otra actividad de interés es la recogida de setas.

Dentro de los pueblos, se puede mencionar a Lyndhurst, su capital, que se encuentra en su pleno corazón y es aquí donde se encuentra la tumba de Alice Liddel, la niña que habría inspirado a Lewis Carroll para crear el personaje de “Alicia en el país de las maravillas”. Pero los memoriales no terminan aquí, porque a solo cinco kilómetros podrás hallar la tumba de otro personaje famoso: de Sir Arthur Conan Doyle, el creador del inmortal Sherlock Holmes.

Beaulieu, por su parte, es otro pueblo con gran encanto: recomendado para los que quieran sentirse por un rato como en un cuento, con sus pequeñas casas de techos de paja, su abadía y un palacete de piedra que parece de ficción. Aquí se encuentra además el Museo Nacional del Motor, que exhibe una atractiva colección de 250 automóviles y motos clásicas, entre las que se cuentan el popular mini de Mr. Bean o varios coches voladores de los films de Harry Potter.

Finalmente, recomendamos descubrir al Hurst Castle, uno de sus puntos más meridionales, al sur, y considerado uno de los castillos mejor conservados de la era de los Tudor. Fue utilizado como fortaleza e incluso como prisión del rey Carlos I de Inglaterra, antes que su ejecución por traición en 1649.

Foto: davidgsteadman

 

Comentarios (0)

Se el primero en comentar.

Queremos saber tu opinión

Sscrbete a eViajado.com
Publicidad
Publicidad
Publicidad
© Copyright 2018, Blogestudio está gestionado con WordPress