Europa

La Comunidad Valenciana quiere conquistar al turismo senior con un crucero de invierno

Valencia quiere ser destino turístico de invierno por excelencia para jubilados
Cristina Torres
10:00h Viernes, 25 de diciembre de 2015
0

crucero

España ha conseguido que el 2015 sea un año de récords para el turismo. Se ha logrado captar sobre todo a un turista internacional que ha encontrado en nuestro país una oferta con precios muy razonables y un destino seguro, sobre todo tras los conflictos que se han vivido en algunos países del norte de África y también en Asia. Sin embargo, el turismo español está concentrado sobre todo en el verano, y esto es un concepto que lleva años intentando cambiarse. El sol y la playa son un buen incentivo de ventas, pero deberían convertirse en otra cosa durante los meses en los que no se puede disfrutar de estos. Y eso es lo que parecen querer hacer en la Comunidad Valenciana aprovechando el tirón del turismo interior y de los jubilados extranjeros que hacen vida en nuestro país.

La propuesta no es demasiado novedosa, al menos no si contamos con que durante el verano es una de las habituales en la Comunidad Valenciana. Desde Valencia, lo que se pretende hacer ahora es que los cruceros puedan utilizarse también durante el invierno con rutas más cortas pensadas para entretener y trasladar a turistas jubilados que buscan planes sin salir del país. Sin embargo, a algunos les ha parecido una propuesta propia de los Santos Inocentes y con la polémica en el aire, nadie sabe si finalmente se conseguirá poner en marcha o se quedará guardada en un cajón.

Cruceros para mayores en invierno

La ventaja que tendría aprovechar los muchos cruceros que ya tienen sede en el mar Mediterráneo y ofrecerle la posibilidad de crear rutas que vayan mucho más allá de los meses en los que trabajan a todo vapor no parecería suponer en principio ningún inconveniente. Sin embargo, los tiene, aunque los dejaremos para más adelante. De momento nos centramos en las ventajas, al fin y al cabo, no habría nada de malo en intentar que el turismo diese empleo y mantuviese riqueza durante esos meses en los que los turistas brillan por su ausencia.

La propuesta de momento se concentra en varias rutas en crucero que funcionen durante todo el año en los meses de temporada baja. La idea sería que estos cruceros fuesen utilizados en su mayoría por jubilados que aprovechan los mejores precios de estas estaciones o la falta de gran afluencia turística para disfrutar de unas vacaciones con mayor tranquilidad. Al mismo tiempo, si se implementasen esas rutas, se crearía una mayor oferta turística en las zonas en las que tenga parada el crucero, así como se ampliaría la información disponible para que los usuarios aprovechasen a disfrutar del entorno y de actividades de ocio que podrían estar ya programadas. De este modo, el aforo sería superior y se incentivaría al sector privado. Eso sí, esto está todo en el aire porque, como decía al principio, la única idea que está sobre el papel es aquella que tiene que ver con las rutas de cruceros en invierno.

Oposición por parte de las zonas turísticas

Aunque la mayor parte de la Comunidad Valenciana y localidades turísticas de ella viven del turismo del verano y se encuentran prácticamente desiertas en invierno, hay algunas excepciones. Es el caso por ejemplo de Benidorm que por su particular microclima se ha convertido en un destino ideal no solo para jubilados, sino también para todos aquellos que quieren encontrar un ambiente agradable sin tener que soportar el frío del invierno. Al menos no como en otros lugares de la Península. Es precisamente desde estas zonas de las que llega la oposición más acérrima a la idea propuesta. Al fin y al cabo, si se consolida una idea como ésta, ellos saldrían perdiendo.

Particularmente, no creo que el turismo de cruceros pueda afectar seriamente a un lugar como Benidorm que concentra a otro tipo de turistas. Entiendo su postura, pero también entiendo que siendo el turismo el motor más importante de la economía y el empleo en España, los demás también quieran sacarle provecho. Y viendo como nos han ido los números durante este 2015 a punto de terminar, habría que buscar la manera de unirnos para lograr vender España como un destino que visitar sin importar lo que se busque. Cuánto mayor sea la oferta, más posibilidades habrá de que la demanda crezca, superando incluso al récord que ya tenemos de este año. ¿No te parece?

 

Comentarios (0)

Se el primero en comentar.

Queremos saber tu opinión

Sscrbete a eViajado.com
© Copyright 2020, Blogestudio está gestionado con WordPress