Especiales

Descensos por la nieve que dan vértigo

Pistas de nieve no aptas para novatos
Carla de Oyarbide
09:44h Miércoles, 31 de diciembre de 2014
0

Si te gusta la nieve y la adrenalina, entonces el libro “Descensos míticos”, del conocido escritor Patrick Thorne tendría que estar en tu mesita de luz: recopila las 50 montañas más impresionantes del mundo que permiten las bajadas más osadas y empinadas. Como plus, trae un listado de las pistas negras y las fuera de pistas más fascinantes. Para leer y poner en práctica con precaución, solo para verdaderos profesionales del esquí, te contamos en este post algunas de estas montañas que cortan el aliento.

En Canadá, el pico Powder Assault, en North Bowl, con sus 2.340 metros de altura se presenta desde hace unos años como una de las más atractivas, y que tiene la particularidad de haber sido la primera montaña en el país norteamericano en la que se comenzaron a practicar saltos de esquí.

Cuenta con cinco récords mundiales conseguidos en su haber y tiene una media de 15 metros de nieve, lo que la ubica entre el Tip 5 de sitios por volumen de nieve. Se trata del mejor descenso del norte del continente, con 1.800 metros, cuatro puntos de dificultad, y una vertical cuya altura va de los 512 a los 2.340 metros.

También en Canadá, destaca el Monte San Elías (5.489 metros): es la vertical esquiable más importante de la actualidad y su grado de dificultad supera los 5 puntos. No apto para cualquiera, este pico se alcanza escalando y tiene en una brecha rocosa más pronunciada que la pendiente su mayor obstáculo. Las temperaturas, muy extremas, pueden alcanzar en las alturas hasta los 40 grados bajo cero.

Ya en Estados Unidos, más en específico, Vermont, el Goat Stowe es uno de los mejores ejemplos de las montañas elevadas y verticales de Nueva Inglaterra. La pista se caracteriza por ser angosta y empinada, y por descender entre los árboles. El momento del año más recomendado para visitar esta estación de invierno es en el mes de marzo, ya que es cuando más nieve hay.

Y si dejamos América y vamos a Europa, en Austria encontraremos de las opciones más arriesgadas. Una de ellas es Wilde Grub’n, una estación ubicada en un glaciar, la de Stubai, con un dominio esquiable de 110 kilómetros de pistas de distinta dificultad. La dificultad es de entre uno y dos, la altura máxima de más de 3.200 metros, y 10 kilómetros fuera de pista.

Si prefieres lo sencillo, siempre tienes la opción de hacer esquí en Andorra, el mejor esquí para toda la familia y para todos los niveles de preparación. A no muchos kilómetros de allí, se podrá encontrar no obstante otro de los descensos abruptos recopilados por Throne, la Sarenne, en el Alpe d’Huez, en Francia: es famosa por contar con la pista más larga del mundo, de 16 kilómetros de largo, con la mitad de ella catalogada como negra –en picado- y la otra mitad, ya más llana.

Foto: Jean & Natalie

Comentarios (0)

Se el primero en comentar.

Queremos saber tu opinión

Sscrbete a eViajado.com
Publicidad
© Copyright 2020, Blogestudio está gestionado con WordPress